11/11/2007 LA SITUACIÓN CARCELARIA EN SAN JUAN

El Penal de Chimbas, lejos de la tragedia de Santiago

El año pasado comenzó una reforma que está a punto de convertir a la prisión local en una institución modelo. Mónica Martín

     

Si lo que pasó en Santiago del Estero hace 10 días hubiera sucedido en San Juan hace poco más de un año, probablemente hubiese tenido consecuencias idénticas. Sólo habría que ajustar el número de víctimas fatales. Pero hace poco más de un año, en la prisión local comenzó a operar un cambio que disminuyó notablemente el riesgo de sufrir víctimas fatales frente a un motín como el que dejó 34 muertos en la cárcel de Santiago, sobre todo porque los internos vivían en graves condiciones de hacinamiento.

El cambio que se produjo en el penal local tiene tres patas:

* La construcción de nuevos pabellones para disminuir el hacinamiento de la población carcelaria dándole al penal una capacidad mayor al número de internos que actualmente tiene.

* La creación de un cargo específico en la justicia provincial -juez de Ejecución de Sentencias-, para agilizar las causas penales, fogonear el avance en la situación de los internos y ocuparse específicamente de muchos de los problemas que afectan al penal.

* Una disposición interna del Servicio Penitenciario que, desde mediados del año pasado, autoriza al personal de guardia, en caso de cataclismos como terremotos e incendios y hasta motines, a abrir las celdas, aún a riesgo de fugas.

Más lugar

Con los nuevos pabellones -destinado a albergar a casi 350 internos- el Penal no tendrá más superpoblación. Actualmente hay 650 hombres privados de su libertad en pabellones preparados para albergar no más de 300, según dijo Nolberto Pérez, subdirector del Penal de Chimbas. El avance en las obras es notorio y las autoridades pretenden inaugurarlas a principios del 2008.

Los pabellones se construyen con fondos de la Nación y están diseñados de tal manera que el lugar se convertirá en una cárcel modelo, según dijo Pérez. Tendrá celdas unicelulares -para una sola persona- con sanitarios incluidos y, en otro sector de los pabellones habrá consultorios para entrevistas con profesionales, salón multiuso, celdas y baños para discapacitados, sistema de vigilancia mediante la instalación de cámaras y salida de emergencia. También estará equipado con un sistema para detectar incendios y un lugar para visitas íntimas.

Ahora, en cada celda hay al menos tres presos y tienen que compartir baños entre varias personas. Este hacinamiento fue motivo de varias protestas de los internos.

Juez a cargo

"En San Juan provincia, no se vive la situación de hacinamiento de otros lugares en el país. Eso hace que el índice de violencia interna sea menor", dijo la flamante jueza de Ejecución de Sentencias, Margarita Camus.

Este cargo fue creado hace un mes para agilizar las causas penales de quienes están en el Penal. Es una de las estrategias que están poniendo en práctica para evitar la superpoblación y para que los presos tengan sentencia firme en el plazo de dos años, como prevé la Convención de los Derechos Humanos.

Emilio Fernández, ministro de Gobierno de la provincia aseguró que la población carcelaria en San Juan está estabilizada: "Hay una constante de 700 personas privadas de su libertad y estadísticamente se ha quebrado la tendencia al incremento poblacional en la cárcel local".

Este es otro punto de diferencia con otras cárceles del país. Según el Sistema Nacional de Estadísticas sobre Ejecuciones de la Pena (SNEEP), en Argentina hay 63.357 presos y el 63% está sin condena. En San Juan la cifra es inferior ya que los presos sin condena son el 40%. "Esto se debe a que en los últimos tres años la Justicia empezó a acelerar los trámites", agregó Camus.

     

COMENTARIOS DE LOS LECTORES

Diario de Cuyo no tiene responsabilidad alguna sobre los comentarios de los lectores ni sobre las consecuencias derivadas de los mismos. Diario de Cuyo se reserva el derecho de no publicar comentarios que se consideren inapropiados u ofensivos.

Fotos

Casi lista. El nuevo pabellón estará listo a principios del 2008. En la foto se ven las puertas de las celdas que servirán para albergar a un reo por habitación.

Más Información

Otras Noticias