Bonadío ordenó tasar los objetos secuestrados de la casa de Cristina Kirchner

El juez federal encargó la tarea al Banco Ciudad. El valor de las cosas es clave ante un posible embargo.

 

Los cientos de objetos secuestrados de la casa de Cristina Kirchner ubicada en El Calafate se guardaron en diferentes cajas de seguridad del juzgado del juez Claudio Bonadio. El magistrado solicitó, según confirmaron fuentes judiciales a Clarín, la tasación de todos estos bienes y se resguardarán ante un posible embargo sobre la ex Presidenta. El trabajo de otorgarles un valor está a cargo del Banco Ciudad, y se espera la cotización en los próximos días. Además, el juez devolvió otros objetos a la senadora como un  sable y una medalla  que la FIFA había otorgado a la ex Presidenta, que se suma a la entrega de los bastones y bandas presidenciales que regresaron al sur.

 

Las 94 cajas con más de cien objetos de Cristina se guardaron y trasladaron desde El Calafate a los Tribunales de Comodoro Py. Fue en medio de un operativo ordenado por el Bonadio en el marco de la causa de los cuadernos de la corrupción, donde la ex Presidenta está acusada de ser jefa de la asociación ilícita que se dedicó a la recaudación de sobornos por más de 200 millones de dólares. 

 

 

La Justicia busca determinar la ruta de los millonarios fondos ilegales que el gobierno kirchnerista ─según la acusación judicial─, recaudó de diferentes empresas contratistas del Estado entre 2003 y 2015 tras la última ampliación del período de investigación.

 

Por este motivo, se realizaron los allanamientos en tres domicilios de la senadora de Unidad Ciudadana. La última propiedad en registrar fue la de El Calafate. Como mostró Clarín, de allí los efectivos federales retiraron 94 cajas con más de cien objetos que consideraron de valor y de relevancia para el expediente. 

 

El magistrado y el fiscal Carlos Stornelli buscan por un lado un resguardo económico ante un eventual embargo, y también determinar si parte de los objetos de valor secuestrados "podrían haberse adquirido con fondos ilícitos", explicaron fuentes judiciales.

 

 

Como una primera medida, Bonadio separó los objetos en varias cajas de seguridad del Juzgado. En ese reordenamiento decidió la devolución de algunos objetos. Los primeros en volver al sur fueron los bastones y bandas presidenciales de Néstor y Cristina Kirchner. El abogado familiar los retiró de la seccional de la Policía Federal en Río Gallegos.

 

Hace pocos días, el juez también decidió devolver a la ex Presidenta un sable corvo que era una réplica del que utilizaba el general Don José de San Martín y que tenía una dedicatoria dirigida Néstor Kirchner. Además, volvieron a manos de la ex Presidenta otros sables que también habían sido secuestrados y que no revestían mayor valor "más que el simbólico", explicaron fuentes judiciales.

 

 

TEMAS
Investigación por coimas El Calafate
DESTACADOS DE HOY