Luz verde a los allanamientos a Cristina

Fue una sesión muy caliente que terminó con el voto positivo de los 66 legisladores presentes. Se allanarán tres domicilios.

En Recoleta. En la esquina de Juncal y Uruguay donde Cristina tiene su departamento, que será allanado, un minúsculo grupo de militantes K fue a hacerle el aguante a la expresidenta mientras el Senado se disponía a autorizar la requisa.
 

 

La tercera fue la vencida. Tras casi siete horas de caliente debate con exposiciones al borde de lo escandaloso, el Senado autorizó ayer los allanamientos a los domicilios particulares de la expresidenta Cristina Fernández solicitado por el juez Claudio Bonadio en el marco de la causa por las coimas en la obra pública durante la era K.

La aprobación fue unánime con el voto afirmativo de los 67 senadores presentes en el recinto. No hubo votos negativos ni abstenciones. La exmandataria y actual senadora, también votó a favor.

Cristina, que pronunció un furioso discurso contra todo el gobierno de Mauricio Macri y hasta lanzó munición pesada contra hombres de su propio espacio político a quienes calificó como "el intenso fuego amigo", está imputada en esta causa como "jefa de una asociación ilícita" para cobrar retornos en las licitaciones de la obra pública.

En la misma sesión, la Cámara Alta comenzó a discutir anoche ley de Extinción de Dominio, en medio de una fuerte pulseada entre el oficialismo y oposición que no logran ponerse de acuerdo sobre un proyecto en particular. Esta iniciativa permite al Gobierno recuperar la plata proveniente de ilícitos contra el Estado -ver página 11-.

Los operativos de Bonadio serán en tres domicilios de CFK: el de Recoleta, el de Río Gallegos y el de El Calafate. Anoche aún no se sabía cuándo se llevarían a cabo.

La expresidenta fue una de las últimas oradoras, habló más de 40 minutos y basó su defensa en críticas hacia el Gobierno. También dejó en claro que no está arrepentida de nada: "Si creen que con los Bonadio, los desafueros, me voy a arrepentir, no. No me arrepiento de nada. Me arrepiento de no haber sido lo suficientemente inteligente o amplia para poder persuadir o convencer de que lo que estábamos haciendo, con errores o aciertos, había mejorado la vida de millones de argentinos y la posición de la República Argentina".

La sesión comenzó pasadas las 14:20, cuando Cambiemos consiguió quórum. Hubo en total 24 oradores, con muchas posiciones a favor y en contra. Los argumentos, de quienes acompañaron, se basaron en que colaborará a la investigación y en que la Argentina necesita "justicia", mientras quienes lo rechazaron se basaron en la "persecución política" hacia la exjefa de Estado.

Uno de los discursos más encendidos a favor de la norma fue el de Esteban Bullrich, que apeló a la frase "queremos flan" que viralizó Alfredo Casero: "Fueron muchas denuncias y obras que no avanzaron. No avanzaron porque repartieron flan. Flan para el juez, flan para el fiscal, flan para el periodista militante, flan para acallar a los que denunciábamos la corrupción".

"Como todo cocinero sabe, cuando uno cocina mucho flan en algún momento se queda sin huevos. Y en Argentina hubo escasez de huevos para que avanzaran las causas de corrupción. Eso fue lo que pasó", completó.

 

Por el lado del kirchnerismo, se destacó María Inés Pilatti Vergara, quien disparó fuerte contra Bonadio y el peronismo opositor: "¿Ustedes qué creen? ¿Que esto no se va a dar vuelta? Esta cirqueada de la que están siendo cómplices, ¿creen que no les va a tocar a ustedes alguna vez? Excavaciones, escaneos de paredes en departamentos vecinos. ¿Sabes qué, Bonadio? Escaneate la cabeza, a ver si nos encontramos con que te queda una neurona de sensatez republicana". Y agregó: "Para los compañeros con los que compartimos hasta hace muy poco tiempo el mismo bloque político les digo: pueden tratar de justificar su accionar con la transparencia, con la anticorrupción, de querer quedar bien con las señoras gordas que se pronunciaban ayer frente al Congreso. Pero, ¿saben qué? En el barrio, en los barrios de donde nosotros venimos, eso se llama traición. Y de la traición no se vuelve". Otro de los cierres potentes fue el de Miguel Ángel Pichetto, que le habló directamente a Cristina y le pidió que no se victimizara por la situación judicial que atraviesa. "Tampoco hagamos el esquema de la victimización. No lo hagamos". Y mencionó el año electoral que se viene: "Se puede ser candidato en la Argentina hasta que haya sentencia firme con principio de cosa juzgada porque rige el principio de inocencia, entonces quédese tranquila que seguramente usted va a poder ser candidata en 2019, no se haga problema".

TEMAS
Investigación por coimas allanamientos a Cristina Senado
DESTACADOS DE HOY