A jugar. Los pequeños aprovecharon para jugar en Santiago, ante la inusual nevada. Los habitantes de la capital interrumpieron el sueño durante la madrugada para captar imágenes del temporal.


La nieve provocó ayer complicaciones a ambos lados de la cordillera de los Andes, ocasionando un muerto en Chile y cierre de aeropuertos en Argentina.


La capital chilena se vio afectada ayer por la mayor nevada de la última década, un fenómeno que dejó una persona fallecida y más de 300.000 hogares sin suministro eléctrico.


Santiago amaneció cubierta por un manto blanco tras el intenso temporal de nieve que cayó durante la madrugada, una postal poco habitual para esta zona. El intendente en funciones de la Región Metropolitana, Juan Pablo Gómez, informó de que un trabajador del hospital Sótero del Río, en Santiago, falleció al resbalar por culpa de la nieve y golpearse la cabeza. Además, dos personas recibieron una fuerte descarga de eléctrica en el barrio capitalino de La Florida con un cable que se cortó, aunque se encuentran fuera de riesgo vital.


Prácticamente todos los barrios capitalinos se vieron afectados, aunque las nevadas fueron más fuertes en las zonas de la ciudad más cercanas a la cordillera. En el barrio de Las Condes, la nieve derribó varios árboles y algunos autobuses quedaron varados.


La Oficina Nacional de Emergencia calculó en 316.200 los hogares afectados por un corte del suministro eléctrico en la Región Metropolitana. La nieve cayó también en otras regiones del centro-sur del país, como las de Valparaíso, O’Higgins y Maule.


En las provincias argentinas de Río Negro y Neuquén se registraron cierres de dos aeropuertos, cortes de energía eléctrica y rutas intransitables por el fuerte temporal de nieve que afecta a la Patagonia, donde además cientos de personas quedaron demoradas en sus viajes en medio de las vacaciones invernales.


Los aeropuertos de las ciudades de San Carlos de Bariloche, en Río Negro, y Chapelco, en Neuquén, fueron cerrados ayer, y hasta el primer minuto de hoy, a raíz de la intensa nevada que cayó en los últimos días y que dejó en esas pistas cerca de medio metro de nieve acumulada.

 

En Bariloche. Los vecinos de Bariloche salieron a la calle con palas para correr la nieve. Aerolíneas Argentinas confirmó que tuvo que cancelar 20 vuelos.


En medio de la demanda por las vacaciones de invierno, Aerolíneas Argentinas informó que no podía programar los vuelos especiales a Bariloche y ofreció a sus clientes la devolución de los pasajes.


Se registraron cortes en el servicio eléctrico de Río Negro. El principal motivo del corte del servicio fue la caída de ramas y árboles.
La Cooperativa de Electricidad Bariloche (CEB) informó que el ‘47 por ciento de la población está sin energía eléctrica‘. En Neuquén, en tanto, las dificultades se replicaron en las ciudades de San Martín y Junín de los Andes, por un problema en la línea de alta tensión de Alicurá con Pío Protto, según el Ente Provincial de Energía provincial.


El municipio de San Martín de los Andes, en tanto, declaró emergencia ambiental y pidió a los vecinos no salir de sus casas a menos que sea extremadamente necesario.


Entre las rutas interrumpidas se encontraron la 237, en el tramo que va de Piedra del Águila al empalme con la ruta 40, mientras que en las ciudades neuquinas de San Martín de los Andes y Villa La Angostura, la acumulación de nieve alcanzó los 50 centímetros. También hubo inconvenientes en la zona de Junín de los Andes ya que un grupo de pasajeros debieron ser rescatados por personal de Gendarmería Nacional tras quedar varados en el paso Mamuil Malal, que conecta Argentina con Chile.


Gendarmería informó que por las malas condiciones climáticas están cerrados los pasos internacionales de Agua Negra y Pascua-Lama en San Juan; Cristo Redentor, Portillo de Piuquenes, Pehuenche y Vergara en Mendoza.