Coloso. El Rolldock Storm, un buque multifuncional de 151 metros de largo, del que sólo existe otro similar en el mundo lleva al crucero por alta mar.  <

/figcaption>

 

Un crucero de la National Geographic que estaba varado en Ushuaia desde hace un mes fue cargado encima de otro barco que lo llevará a Europa para ser reparado, en una maniobra marítima que los especialistas calificaron de ‘inédita’, debido al tamaño de ambas embarcaciones, el costo y el personal que involucró. ‘Es la primera vez que me toca observar una maniobra de estas características. Por la envergadura de los barcos involucrados es sorprendente’, dijo a Télam Andrés Giraudi, jefe de la división operaciones de la Prefectura Naval Ushuaia. El National Geographic Orion, una nave de 103 metros de largo, 14 de ancho y capacidad para 200 personas entre pasajeros y tripulantes, averió su motor principal cuando regresaba de un viaje a la Antártida, el pasado 26 de diciembre. El crucero de cinco pisos logró llegar a la capital fueguina el 29 de diciembre, valiéndose de la propulsión de un motor auxiliar con el que navegó a muy poca velocidad -unos 5 nudos- por el Pasaje de Drake. Pero, los técnicos diagnosticaron que el problema era mayor al esperado y que no podía ser solucionado en el país, por lo que el barco quedó anclado en Ushuaia. El transporte del navío hasta su sitio de reparación definitiva terminó resolviéndose mediante la contratación del carguero holandés Rolldock Storm que remolcará al crucero hasta