Protesta. Manifestación docente en el Congreso mientras el presidente Macri inauguraba ayer antes del mediodía el período 135 de sesiones ordinarias con un mensaje ante la Asamblea Legislativa.  <

/figcaption>

 

Mientras gremios docentes ratificaban que el lunes y martes que viene habrá paro, Macri dijo ayer en el Congreso que con su equipo están ‘decididos a llevar adelante una revolución educativa en todo el país’.


Según el mandatario, ‘en pocos días lanzaremos el programa Asistiré, para detener la deserción e ir a buscar a aquellos que ya abandonaron. Nazcan donde nazcan, los chicos tienen que tener las mismas oportunidades.
Aprendan donde aprendan, tienen que contar con la tecnología para estar conectados entre sí y con el mundo. Ya no hay distancias para las escuelas rurales. Conectaremos 2.000 a internet a través del satélite ARSAT-2’.


Para que ‘cada vez más jóvenes puedan llegar a la universidad, aumentamos su presupuesto y las articulamos con los demás sistemas educativos y el científico’, agregó.


Sin embargo, la polémica se avivó después de que Macri añadiera que, en su opinión, el titular del Sindicato Único de Trabajadores de la Educación de la provincia de Buenos Aires (Suteba), Roberto Baradel, no necesita que ‘nadie lo cuide‘.


Baradel había asegurado recientemente haber recibido amenazas en medio de las negociaciones salariales, por lo que la Justicia le dispuso una custodia policial. No obstante, el sindicalista denunció ayer ante la Justicia que recibió nuevas amenazas y responsabilizó a Macri de su seguridad y la de su familia.


‘Da marcha atrás con el paro antes del lunes o uno de tus hijos aparecerá muerto‘, dice el mensaje que Baradel presentó ante la Justicia federal como prueba de las nuevas amenazas que dijo haber recibido tras el discurso de Macri ante la Asamblea Legislativa.


El mayor contrapunto se dio cuando el Presidente destacaba el rol de los docentes y el kirchnerista Edgardo Depetri lo interrumpió para decirle: ‘cuiden a Baradel‘, en referencia a las supuestas amenazas que había recibido el sindicalista docente. ‘No creo que Baradel necesite nadie que lo cuide‘, le respondió Macri saliéndose del eje de su discurso y motivando los aplausos del interbloque oficialista Cambiemos.


‘Para cuidar a los docentes, que no creo que Baradel necesite que nadie lo cuide, les pido que sancionen una ley que agrave las penas a quienes los agreden’, dijo Macri ayer en el Congreso.


‘Les pido que traten el proyecto de creación del Instituto de Evaluación de la Calidad Educativa con la profundidad que se merece. Para trabajar juntos, impulsamos el Compromiso por la Educación, donde la comunidad educativa y las provincias tienen voz y participan. Esta revolución educativa necesita sumarse a los impresionantes cambios tecnológicos que vivimos’, según el presidente Macri. 


El mandatario consideró que ‘tenemos que apoyarlos (a los docentes) en su tarea, especialmente cuando son víctimas de agresiones, como es el caso de Mónica y Raquel, en Rosario de la Frontera, Salta, que cuando quisieron no pasar a una chica de año fueron agredidas por su madre delante de las demás alumnas. O María Marta, que por querer tomar un examen fue amenazada con una bala’.


En ese contexto, la titular de la Federación de Educadores Bonaerenses (FEB), Mirta Petrocini, ratificó ayer que haya o no acuerdo en la provincia de Buenos Aires, ‘no habrá clases lunes y martes‘ porque hay ‘un paro nacional que lo van a realizar la inmensa mayoría de los gremios‘. En ese marco, cuestionó a la administración de María Eugenia Vidal al asegurar que el martes pasado, en la nueva reunión, ‘no hubo una propuesta‘ ni ‘discusión‘.


‘No habrá clases lunes y martes, es paro nacional. Tiene que ver con la situación que están viviendo el resto de las jurisdicciones. El Gobierno tiene que intervenir‘, expresó en declaraciones a radio La Red. Petrocini sostuvo que la medida ‘la van a realizar la inmensa mayoría de los gremios nacionales docentes‘.

 

Manifestación de CTERA

 

Docentes nucleados en CTERA se manifestaban ayer por la mañana con banderas y pancartas en uno de los ingresos al Congreso nacional, sobre la avenida Rivadavia, tras correr el vallado dispuesto por efectivos policiales, momentos antes de que arribe el presidente Mauricio Macri para inaugurar el período de sesiones ordinarias.


Docentes agrupados en la CTERA traspasaron el cerco policial y reclamaban frente al Congreso por la convocatoria a la paritaria nacional para el sector, a poco del arribo del presidente Mauricio Macri para la apertura de las sesiones ordinarias. Los gremios que nuclea a educadores ya anunciaron un paro de dos días para el inicio del ciclo lectivo, previsto para el lunes y martes próximos, ante la negativa de la Casa Rosada de llamar a una paritaria a nivel nacional.