Alfredo Olmedo, diputado de Salta por Todos, presentó un proyecto para que los paros se hagan los sábados y domingos "para no molestar al que trabaja".


Según el artículo 3 del proyecto de ley que presentó en la Cámara de Diputados, "las manfiestaciones espontáneas y programadas solo podrán llevarse a cabo durante los fines de semana, para lo cual el Poder Ejecutivo Nacional designara un Ministro y/o Secretario de Estado a los fines que atiendan cada tipo de reclamo". 

 

Tal como está redactado el anteproyecto entraría en contradición con el artículo 14 bis de la Constitución, que garantiza el derecho de huelga, y con la misma definición de huelga. Según el diccionario de la Real Academia Española (RAE), huelga es la "interrupción colectiva de la actividad laboral por parte de los trabajadores con el fin de reivindicar ciertas condiciones o manifestar una protesta". 

 

En este sentido, Olmedo dijo que "hay gente que quiere una Argentina distinta, que no se va a recuperar haciendo piquetes y paros". "Sin embargo, respeto la Constitución por eso pido que se hagan los fines de semana, programados. Que las autoridades sepan así les asignan un día, sino vivimos de paro. Esa autoridad tendría además la obligación de atenderlos. Depende cual sea el conflicto será un ministro o un secretario de estado. Lógicamente quiero un país que trabaje. En el paro no ganó nadie. A algunos incluso los hirieron de bala o con armas blancas como a los gendarmes y a civiles pero es La Argentina la que está herida". 

 

Además de esta iniciativa, el diputado está promoviendo "la castración para los violadores" y la "pena de muerte para los que cometan un femicidio".

 

"En el tema de los violadores no demos más vueltas. Con sentencia firme, como el padre Grassi, hay que castrarlo. Uno sólo que castren se van a dar cuenta que va a bajar el nivel de violaciones. Por supuesto, todo con sentencia firme", afirmó.