Desde hoy las grandes cadenas de electrodomésticos  exhiben el precio de contado de los productos, en un pago o con débito.  Se trata de la nueva normativa establecida en lo que el Gobierno Nacional llamó “Precios Transparentes” y que busca incentivar la compra en efectivo.

 

 

Aunque todavía hay más dudas que certezas, en  los comercios  ya se cambiaron los carteles y en muchos casos reconocieron que  bajaron los precios  de contado.  Lo cierto es que en todos los lugares ya no existen las 12 cuotas sin interés.

 

En Musimundo  los carteles expuestos al púbico indican con claridad el precio de contado ( el mismo en un pago o con débito) y el valor de las 12 cuotas, con el porcentaje de interés a la vista. 

 

 

En Naldo, por una cuestión operativa,  los precios todavía no fueron expuestos.  Según dijo el gerente de la firma, Brian Pons,  el porcentaje promedio del interés ronda el 10 por ciento. 

 

 

En el caso de Garbarino y Frávega,  cada producto lleva a la vista  el precio de contado. 

 

 

Respecto al costo de la financiación, una compra en 12 cuotas tendrá un costo financiero total del 40% con respecto al precio de contado; en 6 cuotas, rondará el 20%, y en 3 se acercará al 10%.

 

Claves del programa nacional