"Al principio mucha gente se burlaba de mí ", reconoció al hablar sobre su insólita dieta Andrew Taylor. El australiano se alimentó durante un año entero exclusivamente de papas para “curarse” de su adicción a la comida, informa el portal web de noticias News.com.au.

 

 

El hombre contó que, desde que empezó esta peculiar dieta, perdió más de 50 kilos (de 151,7 a 99) y afirmó que se siente completamente nuevo. "El año pasado yo sufría una depresión clínica y comer papas realmente me ha ayudado", señaló. "No estoy tomando ningún antidepresivo, siento que estoy completamente por encima de eso y también duermo mejor", agregó.

 

Y detalló: "Mi salud sigue mejorando. Tenía un nivel alto de colesterol, pero ahora es bajo; mi presión sanguínea ha disminuido, igual que mi nivel de azúcar".

 

Su dieta

 

Durante un año, el australiano comió de 3 a 4 kilos de papas al día y no se permitía pasar hambre ni ingerir otros alimentos. Taylor comía las papas cocinadas de todas las formas posibles: desde hervidas hasta en puré o al horno. Incluso hacía panqueques de patata.

 

 

Alright, which one of you told this restaurant I was coming?! #spudup #spudfit #spudfitchallenge #starchsolution #potatohack

Una foto publicada por Andrew Taylor (@spudfit) el

 

En su página web, especifica que aparte de las papas utilizaba un mínimo de hierbas secas y frescas, especias y salsas sin grasa (como chiles dulces, salsa de tomate o salsa de barbacoa) "para añadir un poco de sabor". También recurría a la leche de soja cuando hacía puré. En cuanto a las bebidas, tomaba solo agua y ocasionalmente se permitía un poco de cerveza.

 

Fuente: RT