El secretario general de Agremiados, Sergio Marchi, confirmó anoche que se mantiene la postura de ‘retener tareas porque no se pudo cancelar la deuda de los futbolistas‘. 


Buenos Aires, Télam
Futbolistas Argentinos Agremiados (FAA) ratificó anoche el paro por las deudas salariales a los jugadores y los torneos nacionales no volverán este fin de semana, aunque el Comité de Normalización de la AFA, sobre el cierre de la jornada, amenazó con quita de puntos a los clubes que no se presenten desde hoy a los partidos ‘en los días y horarios oportunamente designados‘.

La decisión fue porque no se pudo cancelar la deuda con jugadores.

 

La posición irreductible de los jugadores, que en una asamblea masiva votaron ‘por unanimidad‘ a favor del paro; la posterior amenaza de la AFA y la conciliación obligatoria dictada por la tarde por el Ministerio de Trabajo de la Nación, para lo que llamó a las distintas partes a una audiencia hoy a las 11, vuelven a colocar al fútbol argentino en un escenario complejo y de resolución difícil.


‘Se van a retener tareas hasta tanto se cancelen las deudas con los futbolistas‘, declaró Sergio Marchi, secretario general de FAA, quien adelantó que irá a la audiencia en el Ministerio ‘con toda la documentación correspondiente‘ para que los jugadores ‘cobren cada peso que se les debe‘ y volvió a confirmar la medida de fuerza a pesar de la amenaza con la que AFA cerró la jornada de ayer.


En teoría, los salarios adeudados se iban a afrontar con los 350 millones de pesos de la rescisión del contrato del Fútbol para Todos, pero aunque el gobierno nacional anunció la transferencia, el titular de la Comisión Normalizadora de AFA, Armando Pérez, negó haberla recibido. No hubo, a lo largo de todo el día, una aclaración certera y concreta sobre el destino o la ubicación del dinero.


La ratificación de la huelga de jugadores se resolvió entonces por la noche. Hasta la sede que Agremiados tiene en Constitución llegaron Fernando Gago, Pablo Pérez y Santiago Vergini por Boca; Leonardo Ponzio por River; Leandro Desábato por Estudiantes; Marcos Díaz por Huracán; Agustín Orión por Racing; Nicolás Tagliafico por Independiente; y Maxi Rodríguez por Newell’s Old Boys.


También estuvieron Nasuti y Fabián Cubero (Vélez), Angel Vildozo (All Boys), Lorefice y Giannunzio (Platense), Daniel Vega (Talleres de Remedios de Escalada), Alan Aguirre y Nicolás Bianchi Arce (Sarmiento de Junín), Facundo Oreja (Gimnasia LP), Román Martínez y Agustín Pellettieri (Lanús), Jonás Gutiérrez (Defensa y Justicia), Brum y Matías Vega (Aldosivi de Mar del Plata) y Néstor Ortigoza, Fabricio Coloccini, Marcos Angeleri y Matías Caruzzo (San Lorenzo), entre más de 130 jugadores que asistieron al gremio.


Fue, según Marchi, ‘un debate enriquecedor, con distintas posiciones, pero en el que se llegó por unanimidad a la confirmación del paro‘.


Ayer por la tarde, y como un instrumento de presión, el Ministerio de Trabajo había dictado la conciliación obligatoria e intimado a FAA a ‘suspender la huelga‘ y abrir ‘negociaciones‘ con los clubes durante un plazo de 15 días.


La cartera laboral intimó ‘a Futbolistas Argentinos Agremiados, y por su intermedio a los trabajadores representados, a dejar sin efecto durante el período indicado‘; y a la AFA ‘a otorgar tareas de modo normal y habitual a todo su personal‘.


‘Si Agremiados no acata la conciliación, será sancionado‘, también amenazó por esas horas el Secretario de Trabajo, Ezequiel Sabor. ‘Queremos negociar pero con la pelota rodando‘. Pero el gremio se mantuvo firme.

 

Cristian Lema: “Estamos a la deriva”


Apenas conocida la decisión tomada por Futbolistas Argentinos Agremiados en no dar comienzo al fútbol argentino, Cristian Lema referente de Belgrano de Córdoba, expresó sus sensaciones desde la concentración donde el “Pirata” esperaba su duelo ante San Lorenzo, que debía jugarse hoy. Es que el plantel cordobés si bien se adhirió al paro a pesar de estar al día económicamente, viajó a la Capital Federal esperando que la medida de fuerza se levantara.


“Estamos a la deriva”, así graficó su situación el jugador en un móvil en vivo por ESPN anoche a última hora.

“Recién acaba de llegar Farré de la reunión y se decidió no jugar hasta que la plata esté en el bolsillo de los jugadores. Nosotros apoyamos el paro porque nos solidarizamos con los colegas que la están pasando mal. No es nuestro caso, gracias a Dios no tenemos deuda pero la determinación fue viajar y esperar la decisión aquí en Buenos Aires. Ahora si me preguntas que hacemos mañana, no lo sé. Estabamos buscando un amistoso pero se cayó, así que seguramente entrenaremos y después viajaremos a Córdoba”, expresó. 


“El gremio dejó claro que no se jugará. Se que hablaron de hacer una quita de puntos, pero uno no puede presentarse porque va en contra de todos porque hay colegas que les deben varios veces y hay que apoyarlos”, contó. “La situación del fútbol argentino es complicada. Nosotros queríamos que comenzara este fin de semana porque la pretemporada se hizo muy larga. Esperemos que el fútbol vuelva algún día”, comentó.

 

Poco tiempo antes quien había realizado declaraciones fue el capitán de Vélez Sarsfield, Fabián Cubero (foto).

“No hay fútbol. Hasta que no esté la plata depositada en la cuenta de los jugadores no se va a jugar. No hablamos con AFA, esa parte le corresponde a Agremiados”, dijo el referente velezano. “Esta medida se tomó para solidarizarse con los futbolistas, no sólo con los jugadores del ascenso, porque hay planteles de Primera División que están en las mismas condiciones”.