Dos mujeres que fueron descubiertas el pasado domingo tratando de llevarse productos sin pagar del local del Hiper Chango Mas en Rivadavia fueron juzgadas este miércoles y una de ellas deberá cumplir prisión efectiva.

Se trata de Vanesa Paola Limoye, quien fue condenada a 4 meses de cumplimiento efectivo de prisión por el delito de robo simple. En tanto que Clarisa Armoa fue beneficiada con la suspensión de Juicio a Prueba por 1 año, además de realizar trabajos no remunerados por 120 horas en 6 meses y realizar una reparación simbólica de 4.000 pesos en 60 días. Todas las prendas significaban una suma de 50.489 pesos, citaron fuentes judiciales.

Limoye ingresó con dos hijos, de 2 y 4 años de edad. Al ver que Armoa es interceptada por personal de seguridad, giró repentinamente y se dirigió a la línea de cajas. Sus hijos ya habían abierto y estaban consumiendo dos paquetes de Rocklets, una botella de 500 ml. de Coca-Cola y un paquete de papas fritas.

Limoye cayó porque no tenía fondos suficientesen la tarjeta que pasó para pagar. La mercadería ya se estaba consumiendo por lo que a la cajera no le quedó más remedio que llamar a sus superiores. Y ahí personal de seguridad recordó que estaba muy cerca de Armoa al momento de ser detenida.

Le pidieron que abriera su cartera y observaron que contenía varios efectos escondidos: dos packs de 12 cucharas, un pack de 12 tenedores, un par de ojotas de color verde, dos pantalones de jean y un paquete de manteca. Entre todos, sumaban 36.845 pesos.