Los pesquisas de la Policía Federal, trabajando en el decomiso de la droga. La marihuana estaba distribuida en poco más de 1.000 ladrillos y viajaba en un camión frigorífico.

Seis hombres, entre ellos dos sanjuaninos, fueron detenidos acusados de formar parte de una red dedicada al narcotráfico que fue desbaratada el pasado martes, cuando personal de la Policía Federal Argentina incautó en Formosa 800 kilogramos de marihuana que viajaban en un camión rumbo a Córdoba y San Juan, dijeron fuentes judiciales. La conexión local se hacía desde el Barrio Teniente Silva de Rawson. Los pesquisas fueron alertados hace unos cuatro meses por un llamado anónimo que alertó sobre movimientos sospechosos en esa zona. A través de escuchas telefónicas los investigadores pudieron establecer que los dos detenidos en San Juan tenían conexiones con Córdoba, de donde son oriundos los otros apresados. Según los voceros, la hipótesis es que los narcos cordobeses oficiaban de proveedores, es decir, que a través de ellos llegaba la droga a San Juan, que era recibida y comercializada por al menos los dos sujetos que ya cayeron.

Se cree que los 800 kilogramos de marihuana provenían de Bolivia o Paraguay. Los poco más de 1.000 panes viajaban en un camión frigorífico que estaba siendo seguido por los pesquisas federales. En Formosa le perdieron el rastro al vehículo cuando ingresó a una estancia y tomó por un camino alternativo. Pero no pudo llegar lejos: fue detectado posteriormente en un retén de Gendarmería Nacional y de inmediato se dispuso su requisa.

El pesaje total de la marihuana arrojó unos 800 kilogramos, mientras que también fueron incautados otros 22 kilos pero de cogollos, precisaron fuentes vinculadas al caso. Se trata de un operativo con cifras altas que en provincias del Norte argentino son recurrentes pero que en San Juan, por citar una provincia, nunca fueron contempladas.

La investigación no está cerrada pues hay un sujeto identificado que hasta anoche se encontraba prófugo. Y tampoco descartaban que cayeran más involucrados, con el seguimiento de la pesquisa y con la declaración de los ahora imputados.

¿El valor del cargamento? Ya que el kilo de marihuana en la calle tiene un costo de unos $110.000 y el de cogollos el doble, la cifra ronda los $100.000.000, según fuentes policiales.