Para una familia sanjuanina, el sueño de la casa propio terminó siendo una verdadera pesadilla. Es que no sólo quedó trunco ese sueño, sino que además perdieron 200 mil pesos. En rigor, personal de la División Defraudaciones y Estafas recibió una denuncia por parte de una familia de apellido Cortéz que pagó esa suma en concepto de seña por una casa que, a la postre, no era del propietario que decía ser.

 

¿Cómo fue la maniobra? Dos empresarios, identificados por la policía como Luis Olivares y Alejandro Genou, dueños de una firma llamada Luan SA, pusieron a la venta a través de un conocido sitio de internet una casa en el barrio Palmares del Cerro, en Pocito, valuada en 1.400.000 pesos.

 

El operativo de Defraudaciones y Estafas que acabó con la detención de los empresarios

 

La operación se concretó a mediados de febrero cuando los Cortéz le entregaron los 200 mil pesos. Pero, tras cartón, recién un abogado de esta familia decide averiguar en Catastro todas las cuestiones de rigor que hacen a la escrituración y allí saltó que los dueños de esa casa eran otros.

 

Así las cosas, el 21 de febrero radican la denuncia en Defraudaciones y Estafas y se dispara esta investigación que termina con la detención este martes en la mañana de Olivares y Genou. Según los pesquisas, los dueños originales de la vivienda son dos hermanos y quien ofrecía la casa era un tercero que tenía acceso al domicilio (para mostrarla y sacar las fotos que salían en la publicación de internet) y que "trabajaba" con los dueños de Luan SA.

 

Los investigadores les secuestraron varios elementos (computadoras, recibos y celulares) que comprometen a estos empresarios.