Una adolescente de 14 años fue hasta un hospital de Santiago del Estero y dejó allí un feto de 12 semanas de gestación, asegurando que no sabía que estaba embarazada.

La infrecuente situación ocurrió durante la mañana del viernes en el Hospital Zonal de Añatuya, una ciudad ubicada a 160 kilómetros al sudeste de la capital santiagueña.

La menor de edad, que vive en el barrio Colonia Osvaldo, fue con un joven de 20 años hasta el área de guardia del centro de salud con la caja con los restos del embrión. “No sabía que estaba embarazada”, aseguró la chica ante las consultas de los profesionales de la salud que la atendieron en el lugar.

Por este hecho los médicos se comunicaron con la Comisaría Cuarta del Menor y la Mujer, para avisar de la situación. Tras esto un grupo de policías se acercó hasta el lugar para comenzar con la investigación del caso, y la principal hipótesis es que la adolescente sufrió un aborto espontáneo.

Luego de haberle realizado un examen exhaustivo, una obstetra indicó que la menor de edad debería quedar internada para controlar que no hubiera hemorragias internas. Además pidió la presencia de la madre de la chica, que abandonó el centro de salud tras afirmar que no podía comunicarse con su progenitora.

Al retirarse del Hospital Zonal de Añatuya, la paciente dejó la caja con el feto abortado. La investigación del caso quedó en manos de la fiscal de turno, Paola Sobrero.

Fuente: TN