A pesar del fuerte hermetismo con el que por ahora la Justicia Federal maneja la investigación que ya tiene a 5 policías detenidos y otros tantos civiles, se filtraron algunas aristas de la causa de por qué estos cinco efectivos de la Fuerza cayeron presos.

 

Los pesquisas federales creen que el jefe de la Comisaría 17ma Rodolfo Andrada; el oficial inspector Fabián Olivera; el cabo Martín Tello y los agentes Juan Figueroa y Juan Alberto Poblete, todos con pasado o presente en esa seccional del Norte del Gran San Juan, liberaban zonas en Chimbas, en especial la popular 'Cueva del Chancho',  de serios antecedentes delictuales en su haber.

 

Ese vínculo habría saltado en las escuchas telefónicas y puesto el ojo en esos cinco nombres.