Desde la gestión uñaquista no dieron vueltas. El ministro de Hacienda, Roberto Gattoni, aseguró a DIARIO DE CUYO que “si los docentes paran, el Gobierno descontará los días”. De esa manera, dejó en claro el camino que se seguirá frente a la medidas de fuerza nacionales que acatarán gremios locales, entre ellos UDAP, el sindicato que mayor cantidad de afiliados tiene en la provincia.

La huelga está fijada para mañana, el jueves y el 21 y 22 de este mes. Aunque no lo dicen públicamente, en el oficialismo hay malestar debido a que sostienen que no se está valorando el esfuerzo de la provincia por sostener un fondo que dejó de enviar la Nación y que va a parar al recibo de sueldo de los trabajadores. Además, las huelgas se producirán en plena paritaria salarial, ya que hoy a las 18.30 se llevará a cabo una nueva reunión.

La definición del funcionario que administra las cuentas locales se dio ayer, luego de una reunión que mantuvo con Sergio Uñac en Casa de Gobierno. La medida oficial es una de las más duras y el Ejecutivo habitualmente analiza su aplicación en base a si el reclamo del sector es justo.

El año pasado, por ejemplo, de cuatro días de paro, a los maestros se les descontó uno, según manifestó el sábado en Radio Sarmiento el titular de la cartera educativa local, Felipe De los Ríos.

Desde UDAP, el secretario Adjunto, Luis Lucero, había señalado que se acoplarán a las medidas de fuerza que dispusiera CTERA, la confederación nacional a la que pertenecen. La misma anunció medidas de fuerza para mañana, el jueves, el 21 y 22. Por su parte, Daniel Quiroga, titular de AMET, dijo que se plegarán a la decisión de su gremio nacional de parar las 48 horas la próxima semana, cuando se realizará en la Ciudad de Buenos Aires una marcha federal educativa.

Con respecto a si iban a la huelga mañana y el jueves, el sindicalista señaló que anoche partía a una reunión de secretarios generales para definir la situación, aunque daba por hecho que iban a seguir ese camino. En cuanto a Roberto Rosa, de UDA, no pudo ser ubicado, pese a los llamados de este medio.

Todos los gremios le reclaman a la administración macrista que no está cumpliendo con la ley al no llamar a paritarias nacionales y que está violando la norma de financiamiento educativo, entre otros puntos. Así, la queja es a nivel de la administración central, ya que en la provincia ya hubo una oferta salarial.

Fue un incremento del 18 por ciento en dos tramos: un 13 por ciento a partir de marzo y 5 en agosto. No es lo único, ya que la provincia mantendrá el esquema del Fondo Compensador de 1.405 pesos hasta dos cargos por docente. De ese importe, el 40 por ciento pasará a ser remunerativo, por lo que además le hará frente a las cargas sociales.

Por otro lado, los sindicatos de los docentes privados y universitarios también harán paro (Ver recuadro).


Más gremios

Adicus y Sidunsj, los dos sindicatos que nuclean a los profesores de la Universidad Nacional de San Juan (UNSJ), informaron que se sumarán al paro previsto para mañana y el jueves. El último gremio además comunicó que se plegarán a la medida de fuerza por 48 horas de la semana que viene.

La protesta incluye movilizaciones, clases públicas y asambleas contra el Gobierno nacional por su intento de establecer un techo salarial en el ámbito universitario y el incumplimiento del llamado a la Paritaria Nacional Docente. 

Por su parte, las autoridades locales del Sindicato Argentino de Docentes Privados (Sadop) resolvieron ayer sumarse a la huelga de mañana y pasado. En este caso, la medida afecta a unos 35 mil alumnos que asisten a escuelas privadas. El gremio aún debe definir qué postura tomará con el paro previsto para el 21 y 22 de este mes.