8 del total de muertos por el incendio permanecían sin identificar hasta este año, en que tras una investigación y por primera vez, hoy se podrán leer sus nombres en una ceremonia de conmemoración.