En las últimas horas, una madre denunció un grave hecho ocurrido en el interior de un colegio privado de la provincia. Marilina (se preserva el apellido para proteger la identidad del menor) denunció en la Comisaría Tercera que el padre de su hijo lo maltrató en una de las aulas de La Inmaculada. Además aseguró que también se vivió una situación violenta con una persona vinculada al establecimiento.

Todo habría ocurrido el jueves, adentro de la sala de 4to grado. “Ese día le tocaba estar con el padre porque estamos separados. Mi hijo me llamó desesperado tres veces diciéndome ‘mamá por favor me han pegado, mi papá me ha vuelto a pegar, me ha retirado del colegio’. Al rato corta y me vuelve a llamar: ‘me han  tenido encerrado en el aula y me han pegado’. Cuando el padre se iba del estudio, él le sacaba el celular para hablarme”, dijo la mujer en diálogo con DIARIO DE CUYO.

“En ese momento también me llamó una madre y me dijo ‘tené cuidado porque a tu hijo le han pegado feo y lo han sacado muy mal del colegio’. Me empecé a preocupar y me movilicé por todos lados buscándolo a mi hijo. Le llamé al abuelo, no me contestaba, después me contestó pero me dijo que no sabía dónde estaba su hijo. Le dije que lo iba a denunciar, cortó y me llamó diciendo que acababa de llegar. El nene me dijo que lo buscara. Cuando llegué le vi toda la cara rasguñada y marcada. Llamé al 102, me derivaron al 911 y radiqué la denuncia en la Comisaría Tercera. Me mandaron al médico legista que comprobó las lesiones”, agregó Marilina entre lágrimas.

Según dijo la mujer, al chico de sólo 9 años lo tenían encerrado en el aula, aislado del resto de sus compañeros a quienes hicieron salir. “Estaban varias personas mayores. Como lo sostenían para que no se fuera, mi hijo empezó a moverse, forcejeando para intentar escaparse. En ese momento, alguien del Colegio lo arañó”, aseguró la mujer quien además denunció un constante hostigamiento y discriminación en el establecimiento hacia su hijo.

La mamá del chico continuó con su relato: “En ese momento venía llegando el padre. Mi hijo desesperado corría por el aula porque le decía que le iba a pegar. Mi hijo sacó una tijera para defenderse de todos ellos. El padre corrió un banco y lo agarró. Lo arrastró por el aula y por el pasillo, lo llevaba de una oreja. Después lo tomó del cuello. Todos veían lo que estaba pasando y nadie hizo nada. Hasta que lo subió a la camioneta y se lo llevó”. Marilina indicó que el hombre tiene una perimetral hacia ella y su hija de 22 años, a quienes ya había golpeado anteriormente, e incluso estuvo detenido y procesado.  

La mujer aseguró que ayer el menor no fue al colegio porque está “aterrorizado” y que desde La Inmaculada nadie llamó para preguntar cómo estaba.

“Yo no voy a parar. Esto no va a quedar así. Voy a mover todo porque mi hijo tiene marcas de arañazos. Y el padre le pegó dentro de la institución  y nadie hizo nada”, agregó.

“Ellos me insistían que le pusiera una DAI por su conducta. Primero me hicieron llevarlo al psiquiatra que me dio un certificado que decía que no necesitaba DAI ni asistente terapéutico. Él me dijo que era un niño que estaba agobiado. Lo llevé al neurólogo me dijo que era un niño sano, pero ellos seguían insistiendo con la DAI”, manifestó.

“El padre es violento. Le ha pegado un montón de veces, pero nadie me creía y no tenía pruebas como para hacer la denuncia”, concluyó Marilina a la espera de respuestas por parte de la Justicia.

El caso está en manos del Segundo Juzgado Correccional.