Ayer, integrantes del CONICET se nuclearon en el cruce de las peatonales con el objetivo de realizar un reclamo, bajo el lema "¿A lavar los platos?", por el recorte en el presupuesto destinado a dicho centro de investigación.
 

 

En esta oportunidad, el licenciado en Comunicación y becario doctoral del CONICET, Gonzalo Castillo, dialogó con Diario del Mediodía, en Radio Sarmiento, con el fin de aclarar el panorama que muchos no conocen. El investigador explicó que un total de 200 becarios e investigadores serán los afectados.
 

"La protesta radica por el recorte brutal en el presupuesto de Ciencia y Tecnología desde Nación. El simbolismo de lavar los latos surge en 1994 cuando el súper ministro de Economía, Domingo Cavallo, mandó a lavar los platos a Susana Torrado, quien reclamaba aumento de fondos para el CONICET", relató.
 

Castillo sostiene que actualmente se viven situaciones "similares a la época de los 90". "Hay un recorte de casi el 60 por ciento del presupuesto", enfatizó.
 


El profesional manifestó que con este recorte, la mitad de los proyectos pueden suspenderse. "Este año ingresaron investigadores pero se les denegó el acceso por el presupuesto y ahí se caen los proyectos", destacó.
 


 "La denegación del ingreso afecta a muchos becarios que concursaron y aprobaron su examen de ingreso", remarcó. Por su parte, explicó que un total de 200  becarios e investigadores son los afectados por el recorte.
 

Escuchá la entrevista completa: