La jueza federal Sandra Arroyo Salgado, madre de las hijas del fallecido fiscal de la causa AMIA Alberto Nisman, aseguró que fue ‘reparador‘ para la familia recibir la bendición del papa Francisco, a quien le pidió ‘que siga rezando para poder llegar a la verdad de esta muerte‘.

‘En lo que tiene que ver con la fe le pedí al papa Francisco para que siga rezando para ayudarnos a llegar a la verdad, sea cual fuere‘, subrayó. La magistrada asistió con sus hijas Iara y Kala a la audiencia pública en el Aula Pablo VI del Vaticano donde el Papa suele recibir a los fieles durante la temporada invernal.

Por radio La Red, Arroyo Salgado contó que el encuentro ‘fue muy conmovedor‘ para sus hijas y para ella, así como ‘reparador‘ recibir la bendición del Pontífice. ‘Nos transmitió que reza siempre por la memoria, por Alberto Nisman, y que también reza por mis hijas y yo le pude pedir que por favor que siga rezando para poder llegar a la verdad de esta muerte‘, sostuvo.

La jueza, quien intenta probar judicialmente que la muerte del fiscal fue un asesinato, confesó estar ‘emocionada‘ y ‘agradecida‘ por el gesto de Francisco y dijo que fue ‘reparador después del sufrimiento que pasaron mis hijas fundamentalmente por la pérdida, en el contexto que sabemos, que ocurrió lo de su papá‘.

‘Para nosotros es muy importante que el papa Francisco nos haya recibido y que nos haya trasmitido que reza por él y haberle podido pedir que siga rezando para llegar a la verdad‘, manifestó.

Arroyo Salgado aclaró que en el contacto que la familia tuvo con el pontífice ‘en ningún modo‘ se profundizó sobre su posición respecto de la investigación judicial de la muerte de Nisman y tampoco ella pretendía que otras personas ‘emitan un juicio de valor‘ sin conocer ‘las constancias del expediente‘.

La magistrada indicó que luego de su paso por Roma viajará con sus hijas a Israel donde estimó que ‘también va a ser una experiencia muy importante para ellas en este proceso de reparación porque van a poder vivenciar de manera directa el reconocimiento del trabajo que hizo su papá‘.