En la segunda jornada del juicio oral y público que lleva adelante el Tribunal Oral N°3 de Morón por el homicidio de Candela Sol Rodríguez, Alberto Luis Rodríguez, padre de la menor, se descompensó durante su declaración. Los jueces decidieron llamar a un cuarto intermedio para que el hombre sea atendido por los médicos, quienes le recomendaron que no continuara con sus testimonios.
 

 

El padre de Candela declaró ante el Tribunal durante media hora hasta que le tocó responder las preguntas de Fernando Burlando, el abogado que representa a Carola Labrador, la mamá de la nena. El abogado le preguntó cómo había cambiado su vida desde la muerte de su hija. Rodríguez dijo unas pocas palabras y se quebró. No pudo seguir declarando.
 

Candela desapareció el 22 de agosto de 2011 en Villa Tesei y, nueve días después, apareció dentro una bolsa a 30 cuadras de su casa. Murió asfixiada. En el comienzo del juicio, su madre pidió cadena perpetua para todos los imputados.
 

Fuente: Infobae