En septiembre de este año, previo a las elecciones legislativas, la ex presidente Cristina Kirchner concedió a Infobae un reportaje en donde defendió el contenido del memorándum de entendimiento con Irán, sugirió que al firmarlo Teherán reconoció que "tuvo algo que ver" y negó la supuesta reunión entre los cancilleres de ambos países en Siria, en 2011.

 

El juez Claudio Bonadio dictó hoy el procesamiento con prisión preventiva de la ex mandataria y solicitó al Senado que inicie de manera inmediata un proceso de desafuero. Es en el marco de la causa que investiga el presunto encubrimiento del atentado a la AMIA a través de la firma del Memorándum con Irán.

 

En la mencionada entrevista, concedida al periodista Luis Novaresio, Cristina Kirchner afirmó que el acuerdo era el camino posible para desbloquear el expediente sobre el ataque a la sede de la mutual judía.

 

"Era el único instrumento para poder lograr que declararan los acusados, y poder destrabar y conocer la verdad. Hace 23 años que pasó el atentado y no hay respuesta a los familiares de las víctimas. Era el único instrumento apto. Nuestro sistema no permite el juicio en ausencia. Fue lo que debíamos hacer para lograr memoria, verdad y justicia", alegó.

 

Sobre el contenido del acuerdo en sí, advirtió que al firmarlo el gobierno persa reconoció algún tipo de vínculo con el ataque a la AMIA. "Nadie se ha percatado del mejor aporte que podría haber hecho la firma del memorándum: es la primera vez que Irán acepta a través de un instrumento… Si representaras a un país que no tiene nada que ver con un atentado, ¿aceptarías firmar un acuerdo en el que aceptás implícitamente que algo tenés que ver?", observó.

 

 

¿El pacto violaba la garantía de juez natural? "Es un acuerdo entre dos países, firmado de acuerdo a las facultades que da la Constitución y la Convención de Viena, y aprobado por el Congreso, los diputados y senadores. Es un acto no judiciable; no es un acto de guerra. Entiendo que quieran forzar las cosas por cuestiones políticas y orientaciones, pero ¿traición a la patria? Esto que se está haciendo forma parte de una persecución judicial. Por ese delito solo fue acusado Juan Domingo Perón y si el juez Bonadio lo acepta, yo. No tiene ni pies ni cabeza", contestó.

 

Sin embargo, para la ex mandataria, el problema es mucho más amplio y tiene que ver con el contexto nacional e internacional. "El premier (israelí Benjamín) Netanyahu (quien visitó Argentina) habló de los dos atentados y acusó a irán y a Hezbollah, pero no sabemos lo que la Corte ha investigado. Declaré en esta causa, en el juicio oral en 2003, y dije que esto se había convertido en un tablero de ajedrez de la geopolítica y de la política interna. Y todavía seguimos sin respuesta", señaló. Y sentenció: "El gobierno de Néstor y el mío fueron los que mencionaron a irán y pidieron su cooperación, desclasificamos los archivos, y creamos una unidad fiscal y le dimos recursos".

 

Cristina Kirchner negó asimismo la supuesta reunión en la ciudad siria de Alepo entre el ex canciller Héctor Timerman y su par iraní, en enero de 2011, para negociar el pacto. "No, no, el encuentro con el canciller iraní fue en Nueva York, en Naciones Unidas", sostuvo.

 

También, durante el mismo reportaje, desmintió la intervención del ex presidente venezolano Hugo Chávez. "No, jamás", indicó. Y lo explicó con un ejemplo. "Me acuerdo en la primera reunión que se hizo en el Grupo de los 15, en Caracas, donde lo conocí a Chávez, había una delegación iraní y nos habían solicitado una audiencia. Y Néstor, que era presidente, puso como condición que se incluyera el tema AMIA. Ellos no aceptaron y no hubo reunión", recordó.