El Comando Radioeléctrico Oeste de la capital misionera recibió una llamada a las 18.35 de este lunes. Desde un hipermercado pedían intervención debido a que personal de seguridad había demorada a una persona que pretendía llevarse mercadería sin pagar. La mujer de 62 años, contó además que no tenía dinero ni alimentos. Tras escucharla, los policía tomaron una decisión: le pagaron la mercadería.

 

María Cristina Vallejos, la mujer involucrada que tiene 62 años y es jubilada, manifestó que no contaba con dinero y que en su vivienda no tendría ningún tipo de alimento para comer. Sumado a eso, contó que tenía un familiar discapacitado a su cargo.

 

Según enumeraron los guardias, la mujer había cargado dos bandejas de carne, dos paquetes de fideos, un paquete de arroz y un puré de tomates.

 

 

Al confiar su realidad, la anciana comenzó a llorar. Fue cuando el personal de la patrulla decidió reunir dinero y pagar la compra. Luego, llevaron a la señora hasta su vivienda. Agradecida, la mujer les aseguro que cuando estuviera en mejor situación los invitaría a su casa a comer.

 

Fuente: Misione Online