Señor director:


Mi hijo llegó del dique Caracoles.Y mi memoria me llevó a 70 años atrás. Recordar palabras contundentes de mi tio Bernardino, amigo, de don Francisco Montes, sobre el tema hablado entre ellos: la necesidad de hacer los diques Caracoles y El Horcajo. Eran visionarios y hombres que se preocupaban por temas de su provincia...


Escribo esto, pues mi recuerdo de aquellos hombres, como el de mi padre, me inspiran a valorar el temple y ejemplo que dejaron en el medio en el que se desempeñaban. A esa generación un gracias.


Beatriz del Alba