La caída del dólar, debido a perspectivas de tasas de interés más bajas en Estados Unidos durante tiempo prolongado. 


El dólar caía con fuerza el viernes frente a la mayoría de sus principales rivales, arrastrado por la perspectiva de tasas de interés más bajas en Estados Unidos durante mucho tiempo. Mientras, el yen subía, tras la noticia de la renuncia del primer ministro Shinzo Abe. Esta situación trajo preocupación en Wall Street como en la Casa Blanca, según destacaron fuentes estadounidenses. De esta manera, el mapa financiero de las últimas horas se está mirando con mucho cuidado, teniendo en cuenta la peligrosa pérdida en el valor de la divisa estadounidense. En ese sentido, las cosas quedaron de la siguiente forma:

  • Las acciones japonesas cayeron y el yen borró algunas pérdidas recientes cuando se informó que Abe, el primer ministro con más años de servicio en el país, dimitirá debido al empeoramiento de su salud.
  • El yen, que había caído a un mínimo de dos semanas de 106,945 unidades por dólar, se fortaleció tras la noticia, ya que los inversores evaluaban la posibilidad de un cambio de la política económica expansiva de Abe conocida como "Abenomics". 
  • La divisa japonesa se fortaleció hasta 105,5 en las últimas horas del viernes cuando cotizaba en 105,685 unidades, con el dólar cayendo alrededor de 0,8% frente al yen desde el cierre de las operaciones en Nueva York.
  • El jueves, la Reserva Federal de Estados Unidos develó una agresiva nueva estrategia para restaurar el pleno empleo y situar el índice de precios al consumidor en niveles saludables en un mundo donde la inflación débil, las tasas de interés ultrabajas y el crecimiento lento parecen haber llegado para quedarse.
  • En la práctica, el mercado espera que esto signifique que las tasas ultrabajas actuales se mantendrán más bajas durante más tiempo.
  • El índice dólar cayó a un mínimo de 92,418 frente a una canasta de monedas mientras Powell hablaba. Luego se recuperó, pero en las primeras operaciones de Londres volvió a ceder terreno cuando cotizaba en 92,425, una baja de 0,6% en el día. 
  • * En tanto, el euro subía hasta 1,192 dólares. La moneda pareció poco afectada por el reporte de que la confianza de los consumidores alemanes empeoró de cara a septiembre, poniendo en duda que el gasto de los hogares en la mayor economía de Europa sea lo suficientemente fuerte como para impulsar una recuperación de la crisis de Covid-19. 


 
El oro trepa más de 1% por la caída del dólar
 
A todo esto, el precio del oro subía más de un 1% el viernes, en camino a su primera ganancia semanal de las últimas tres, ya que el dólar se depreciaba y la postura de la Reserva Federal reforzaba las expectativas de un prolongado ambiente de bajas tasas de interés. 

  • A las 09:41 GMT del viernes, el oro al contado mejoraba un 1,6%, a 1.958,88 dólares la onza, acumulando un avance cercano al 1% en lo que va de semana. Los futuros del oro en Estados Unidos trepaban un 1,8%, a 1.967,40 dólares la onza. 
  • El presidente de la Fed, Jerome Powell, dijo el jueves que la entidad adoptará un objetivo promedio de inflación, lo que implica que es probable que las tasas se mantengan bajas incluso aunque la inflación se acelere algo en el futuro. 
  • El índice dólar, que compara al billete verde con una cesta de seis destacadas monedas, caía un 0,7%, en camino a cerrar su peor semana en un mes y abaratando el lingote para inversores con otras divisas.
  • Aparte del dólar, la "incertidumbre política en torno a la dimisión del primer ministro japonés también está respaldando algo al oro", dijo Peter Fertig, analista de Quantitative Commodity Research.
  • En otros metales preciosos, la plata ganaba un 1,7%, a 27,51 dólares la onza; el platino subía un 0,2%, a 930,46 dólares; y el paladio mejoraba un 0,3%, a 2.167,23 dólares. 

Por Elizabeth Howcroft 
(Editado en español por Javier Leira) 
Reuters - Londres