El mundo de hoy está siendo testigo de la alianza más poderosa que el hombre jamás podría pensar. Pese a la oposición tan marcada entre ambas concepciones, la consecuencia de ella deriva en que nihilistas van de la mano con materialistas, la antítesis menos pensada.


Según datos de las Naciones Unidas, si el nihilismo sigue creciendo al mismo ritmo los próximos años, en 2020 ya habrá más gente en la "Nada" que en el "Todo".


Como reacción a este fenómeno, desde mi punto de vista, y como aporte al conocimiento, la Sociedad de Filosofía Aplicada SOFIA, inscrita el 9 de septiembre de 2004 en el Registro Nacional de Asociaciones del Ministerio del Interior de España, ha sostenido el pasado 10 de julio en su página web de publicaciones: "Vayan a los autores, lean, piensen, critiquen, debatan y refuten, porque ser filosofo de verdad es siempre ser autodidacta".


Considero así, pues, un importante agregado al saber el que presenté oportunamente en la columna de Opinión - Realidad en DIARIO DE CUYO el 01-08-2017 "La Verdadera Filosofía", puesto que como sostengo por el alto incremento de las actitudes nihilistas y materialistas que alimentan las crisis del conocimiento y de la fe en los últimos años y que está llevando a plantearnos una extensión de la Nada. ¿Será entonces posible desde nuestra región cuyana dar inicio a una nueva visión de la verdadera filosofía y que ella misma "sirva" al hombre actual?

 

El hombre de hoy, que aparenta "saberlo todo", ha incrementado sus planteos y justificaciones con fundamentos que a nada llevan o que satisface con "algo entre sus manos", se contenta con lo que por sus simples fuerzas puede conseguir sin reparo alguno de la misma presencia del otro, que ve con impotencia como de la nada, nada surge. Vemos entonces familias enteras desintegrarse, pueblos enteros desorientarse y naciones constituidas decaer. Es que aumentan los padres endebles, ciudadanos sin formación ni dispuestos al sacrificio y finalmente políticos corruptos. Se ha incrementado el número de nihilistas y materialistas, sintiéndose estos obligados a creer quien sabe en qué o en cualquier cosa de forma provisional por la misma imposibilidad de demostrar en conductas que son capaces de asumir responsabilidades sin claudicar en el intento. "Simplemente se instalan en la Nada de manera estable o en la pasividad de lo que consiguen como satisfechos". Explicamos pues que "para un nihilista es soportable vivir en un mundo de certezas ausentes y verdades imposibles de conocer y menos aún posibles de ser enseñadas", por su parte los materialistas dan por sentado que la frontera de lo posible es alcanzar "aquello" como meta final.


Las Naciones Unidas concluyen en no descartar que el existencialismo, realismo y positivismo acaben muriendo. De nuestra parte no es de extrañar que sin disposición y voluntad, dádivas y otorgamientos de los más variados, templen la voluntad humana. Seamos no sólo autodidactas en el pensar sino también en el hacer, demostrando que somos capaces de conseguir por nosotros mismos nuestro destino sin perder la convicción y confianza o si se quiere, la fe.

Nihilismo: Doctrina filosófica que, basándose en la inexistencia de algo permanente, sostiene la imposibilidad de cualquier conocimiento. Negación de toda creencia y de todo principio religioso, político o social.
Materialismo: Doctrina filosófica que consiste en admitir como única sustancia la material, negando la espiritualidad y la inmortalidad del alma humana.