Tras el anuncio del aumento del 8% en los combustibles, desde diversos sectores dijeron que empezarán a aumentar de forma gradual los precios locales, por el impacto en la estructura de costos. Entre ellos, los fletes marchan a la cabeza, que como consecuencia arrastran también a productos de la canasta básica en supermercados, los sectores de frutas y verduras y las carnes en general, además de comercios minoristas e industrias, entre otros. En varios rubros consultados por DIARIO DE CUYO dijeron que por la caída generalizada que se registra en el consumo no se verán incrementos bruscos, pero que sin dudas, de a poco se irán produciendo subas escalonadas en los próximos 15 a 60 días. 


Además, en varios sectores consultados -el de alimentos y el de camioneros, por ejemplo- aseguraron que de seguir los aumentos de las naftas cada tres meses como anunció el gobierno nacional, habrá que preparar el bolsillo porque se trasladará inevitablemente a los precios. Desde otros sectores como el comercio o el industrial expresaron que van a seguir resignando rentabilidad y absorbiendo las subas -por lo que los ajustes en los precios serán muy bajos o nulos- dado que una suba significara profundizar la caída de ventas. Generalmente la incidencia del flete en un servicio o en la producción de un bien determinado ronda entre el 2 y el 6% del valor del producto, por lo tanto, los precios no deberían subir más de eso. Pero no se descarta la especulación en algunos sectores.

 

QUÉ SE ESPERA EN CADA SECTOR


Carnes y pollos


 El abastecedor cárnico Joaquin Vargas dijo que si los combustibles subirán cada tres meses, la carne también lo hará, aunque por el momento la suba se está absorbiendo porque las ventas no repuntan y el consumo se desplomó. ‘’La semana pasada los cortes bajaron un 5%’’, dijo Vargas, quien agregó que el camión señado para la semana próxima viene al mismo precio. En Avícola Verimar también dijeron que se ha venido abajo la venta, y que puede haber algún aumento ‘pero no será relevante’’. 

 

Verduras y frutas

En la feria y mercado de abasto de Capital -el principal centro minorista de frutas y verduras- sí esperan aumentos significativos y graduales tras el aumento del combustible. Mauricio Quiroga, encargado de la feria, dijo que lo que viene de otras provincias -naranjas, manzanas, bananas, duraznos o papas- subirá hasta un 20 o 25%, mientras que la producción local -todo el verdeo y tomates- tendrá incrementos de hasta el 15%. ‘’No será un aumento repentino, sino de a poquito, día a día’’, dijo.

Industrias


La caída de la demanda junto al aumento de los costos que implicará la suba del combustible hará que el sector industrial siga absorbiendo para poder vender. Así lo explicó Gabriel Mesquida, presidente de la Unión Industrial de San Juan. ‘’Yo lo voy a tener que absorber y creo que la mayoría de los industriales, porque si se suben mas los precios no se vende nada’’, dijo el empresario. Agregó que el sector peleará para evitar que el 8% de las naftas se traslade en forma lineal al costo del flete.

Supermercados

Alejandro Donna, titular de la Cámara Sanjuanina de Supermercados y Autoservicios (CASSA); dijo que si bien todavía no se ve el efecto colateral del aumento del combustible en las góndolas, ‘sin lugar a dudas vamos a tener una modificación. Siempre el aumento del combustible afecta muy de lleno en el precio de los productos’’. Respecto a la proporción de la suba esperada, agregó que no debería superar el 8%, pero siempre hay un aprovechamiento de la situación y hay especulación’’. 

 

Comercio

Según el representante de CAME, Guillermo Cabrera; los aumentos que se vienen no serán del 8% (como la nafta), sino que rondarán del 1 al 3%. ‘’Antes aumentaba antes de que subiera el combustible, ahora llegaran de a poco, por la caída del consumo y la fiebre de compras en Chile’’, dijo. Hermes Rodríguez, desde la Cámara de Comercio, agregó que como no se vende, se absorberán los incrementos en ropa y calzado. ‘’Los precios del invierno están igual que los del año pasado’, aseguró. 

Fletes

José Maldonado, desde la Unión Propietarios de Camiones de San Juan (Uprocam) aseguró que los aumentos son inevitables y se tienen que traducir luego del aumento del combustible porque es un gasto más e importante, pero agregó que las empresas no lo reconocen inmediatamente, sino en uno o dos meses próximos. Mencionó que todos los alimentos que no se fabrican en San Juan se van a incrementar, como son los lácteos, harinas, pescados, carnes y bebidas, entre otros.

 

Opinión: No justifica una suba general

Ana Kulichevsky- Economista


El aumento del combustible nunca puede superar el 2 o 3 por ciento del costo total de producción en sectores básicos. Hay otros componentes de los costos de las empresas que están presionando mucho más que el costo de combustibles, que pueden afectar mucho más a la inflación, como la electricidad o el costo laboral. El comercio en general tiene un costo de flete importante porque toda su mercadería viene de distancias importantes. Pero, teniendo en cuenta que la inflación es un aumento generalizado y continuo de los precios, esta suba de combustibles no justificaría económicamente que haya un aumento tan generalizado, más cuando el transporte tiene subsidios en el combustible. Seguro que va a influir en la inflación pero no como para llegar a la meta de un 17 o 20% en el año. Sí me preocupan las expectativas inflacionarias por adelantado y la política especulativa de algunos empresarios que aprovechan el momento.