Un extraño incidente con un plato de fideos fue captado por una cámara de vigilancia en una tienda de la ciudad de Harbin, en el noreste de China.

 

En las imágenes se observa a un joven sentarse ante un mostrador de vidrio: mientras ve su computadora pone un vaso de fideos instantáneos sobre el cristal.

 

De repente, el plato sale impulsado hacia arriba y vuelve a caer, esparciendo el contenido por todo el lugar.

 

Inmediatamente el video se volvió viral y por eso los análisis de los usuarios no tardaron en llegar. Algunos están seguros de que se trata de un caso "paranormal" captado por la cámara.

 

Sin embargo, la explicación del vendedor fue mucho más mundana: había puesto el vaso sobre un mechero y explotó al calentarse, enviando los fideos al aire.