El arquero del Sutton United, Wayne Shaw, llevó a cabo un momento que será inolvidable en la historia de la FA Cup. Resulta que mientras se desarrollaba el partido donde el equipo de Quinta División perdió ante Arsenal por la fase de octavos de final, el portero no aguantó su hambre y se comió un sandwich.

 

La escena ocurrió promediando el segundo tiempo, donde la suerte prácticamente ya estaba echada en favor de la escuadra de Alexis Sánchez.  De inmediato, las cámaras de la transmisión oficial enfocaron al meta que no tuvo ningún problema en realizar la acción pocas veces vista en el fútbol profesional.