Con más de 7 millones de reproducciones en YouTube, Olly se ha vuelto protagonista de un viral. Es un terrier Jack Russell que, al fallar durante una prueba en un concurso de habilidad canina, perdió el orden de toda su presentación causando más de una carcajada.

 

Como se ve en las imágenes, Olly empieza su carrera en el evento llamado Crufts y choca contra una valla, perdiendo la noción y el orden de aquello que tenía que hacer para ganar. Si no obtuvo el primer lugar, al menos logró hacerse famoso en redes sociales.

 

En efecto, Olly erró varias partes del circuito y optó por divertirse tomándose algunos descansos. El perro ignoró repetidas veces a su entrenadora que al final no tuvo más remedio que llevarse al terrier.

 

La prueba fue el domingo pasado. Los comentaristas del evento resaltaron la alegría del animal.