Una insólita noticia se viralizó en las redes sociales y hasta llegó a los medios. Al parecer, hubo sorpresa en un supuesto pueblo de España porque nacieron 18 pelirrojos y el único colorado del lugar es un sacerdote. Sin embargo, se trató de una broma.

 

Según la nota publicada en Haynoticia.es, el ayuntamiento de Renedo de Iguña decidió expulsar al cura barrial luego de que nacieran 18 niños pelirrojos -de un total de 22 en el último año-, siendo el párroco el único habitante con ese color de cabello en todo el pueblo.

 

Incluso, había testimonios de los feligreses llegaron a oídos del presunto alcalde quien se vio obligado a tomar medidas en el asunto. "Vivimos en una localidad pequeña, la verdad es que no es normal que de los 22 niños nacidos en el último año, 18 sean pelirrojos", declaró uno de los vecinos de la localidad tras salir de la votación.

 

Sin embargo, la destitución nunca sucedió ni tampoco es real el cura pelirrojo ni los 18 bebés colorados o el pueblo Renedo de Iguña. De ahí, la poca información revelaba sobre el caso.