Un video que muestra una exhibición de militares iraníes burlas en las redes durantes los últimos días. En uno de los ejercicios, soldados a quienes varios blogs y páginas web locales han identificado como pertenecientes a las fuerzas especiales, tenían que romper un jarrón de una espectacular patada.

 

Sin embargo, las cosas no resultaron según lo previsto. Una y otra vez (y hasta en ocho ocasiones) no lograron partir la vasija de barro. Un soldado especialmente motivado incluso intenta partirla a pedazos con un golpe de revés. A pesar de tanto esfuerzo, el jarrón permanece intacto.

 

'Derrotados' los comandos, la ceremonia concluye abruptamente y la cámara muestra a los superiores con gesto de clara decepción.