El panelista de El diario de Mariana, Lucas Bertero, abrió su corazón y contó cómo fue que dejó a su mujer, tras diez años de relación y con un hijo en común, para asumir su sexualidad: "Quiero confesar abiertamente que soy gay, lo digo con felicidad y alegría".

 

"Es un día muy especial, es raro. Pensé que no llegaría este momento, pero sentía que era lo último que tenía que hacer para empezar este camino de felicidad plena. Quiero confesar abiertamente que soy gay, lo quiero decir con felicidad y alegría, llegué a esta instancia en la que no tengo presiones", dijo en el ciclo de Mariana Fabbiani.

 

Luego, contó que una de las cosas más difíciles fue hablarlo con Paula, su pareja desde hacía diez años con quien tenía un hijo de tres en aquel entonces: "Fue la mujer más importante de mi vida, la conocí a los 24 cuando vine a Buenos Aires a vivir. La charla fue en dos etapas. Destaco la sensibilidad y apoyo que ella tuvo conmigo cada cosa que me pasa a la primera que llamo es a ella".

 

El periodista aseguró que para él, tomar la decisión de ser feliz fue muy difícil, que fueron muchos años de hacer terapia y que hasta tuvo ataques de pánico y otros problemas de salud por no exteriorizar lo que le pasaba: "Ni siquiera me permitía pensar qué había del otro lado, si salía el tema de alguien que era gay, no escuchaba. Tal vez era un mandato, tengo 41 años y en mi época en la escuela no se hablaba de nada, ni de educación sexual, ni drogas, ni bulliyng".

 

Si bien con su ex mujer lo habló hace siete años cuando se separaron, a su hijo se lo contó recién el año pasado: "Yo quería que él se enterara por mí y con alegría. Estoy orgulloso de lo que soy y si lo digo recién ahora, es porque recién ahora estoy orgulloso de lo que soy. En el colegio recibí mucho maltrato y mi cuerpo aguantó hasta que pudo. Tuve psoriasis, mi cuerpo estaba todo manchado, salvo la cara. Hoy llegó el momento en que mi hijo es feliz, su mamá rehízo su vida, tiene un marido, una hija, para ella soy un tío. Compartimos café, capaz el que lo ve de afuera piensa '¿cómo? ¿le dijo que era homosexual, la estafo y, ella lo recibe?' Sí, y se lo agradezco", contó.

 

Actualmente, Lucas mantiene una excelente relación con su ex mujer y durante la charla, no dejó de nombrarla y decir lo agradecido que estaba: "Fue muy poco el tiempo en el que se pregunto por qué y estuvo enojada conmigo. Es emocionalmente muy  inteligente y entendió que lo que estaba haciendo era lo mejor para todo".

 

¿Por qué lo cuenta en los medios? "Sentía que como comunicador tengo que opinar con honestidad de los temas.  Si había un tema relacionado con la homosexualidad, no podía opinar como yo. Mucho tiempo esto estuvo entre Paula y yo, después hablé con mi familia y me faltaba el resto de la familia, porque somos mucho".

 

Asumirse es algo que le llevo muchos años, para lo cual recurrió a terapia. Además, sufrió depresión y anorexia nerviosa, lo que lo llevó a bajar 16 kilos. "Llegó la etapa de terminar de ser honesto conmigo y con la gente. Estoy acercándome al hombre que alguna vez quise ser, vuelvo a sonreír, me había transformado en un ser opaco, no participar en las reuniones, tener mi cabeza en otro lado, pensaba que lastimaba a mucha gente y al final del recorrido iba a ser lo mejor para todos. Hoy mi mayor felicidad es ver que mi ex mujer rehízo su vida. Hoy fue dejar atrás el miedo de toda la vida. Se tarda mucho en ser feliz", cerró Lucas, emocionado, al igual que sus compañeros en el ciclo de El Trece.