Diego Armando Maradona se está sometiendo a una cura de sueño para superar el insomnio y se espera que pase en total cuatro días dormido.

Según informó el viernes su abogado, Matías Morla, el Diez está siguiendo el tratamiento en su casa de Buenos Aires con el objetivo de dar con la medicación indicada para superar los episodios de desvelo que padece.

"Está con suero, que es lo que le hace purificar la medicación que toma, para poder de alguna manera dar con la medicación correcta y que pueda dormir", afirmó el abogado en declaraciones a América TV.

Morla considera que el ex DT de la Selección no logra conciliar el sueño debido a la angustia que le genera la guerra judicial que mantiene con Claudia Villafañe y la pelea con Dalma y Gianinna.

"Hoy me dijo: 'Matías, (mis hijas) se acercaron por última vez cuando me pidieron dólares'. Todas estas cosas lo ponen muy mal. Yo no estoy inventando que ellas robaron un banco, estoy diciendo que le robaron al padre con datos históricos", expresó.

Maradona, de 58 años, llegó a la Argentina el 21 de mayo para someterse a una intervención quirúrgica del hombro izquierdo y luego retornar a Culiacán, donde arregló su continuidad como DT de Dorados de Sinaloa en la Liga de Ascenso de México.

A los problemas de salud del ex técnico de la Selección se le sumaron los inconvenientes judiciales, ya que al llegar a Migraciones en el aeropuerto de Ezeiza le entregaron una notificación por una demanda de su ex pareja Rocío Oliva, en la que le reclama una compensación económica por los años que vivieron juntos en Dubai.

De todas formas, Morla manifestó que Maradona se siente "contento" con la presencia de sus hermanas y con el contacto con su pequeño hijo Dieguito, que nació en 2013, fruto de su relación con otra de sus parejas, Verónica Ojeda.