Jorge Rial (57) arrancó su programa de este lunes con la voz entrecortada por la emoción y el semblante desencajado por la tristeza. Es que Miguel Villar, un histórico asistente de dirección de Intrusos sufrió un ACV y se encuentra internado, peleando por su vida. 

"Perdón. Va a ser difícil hacer este programa porque acabo de entrar y me falta Miguel del otro lado. Él está peleando por su vida. Es nuestro asistente, nuestro amigo, el hombre que hace 20 años que está ahí y la verdad es que fue duro salir y no verlo", comenzó diciendo Rial.

Luego de recordar que su compañero "siempre estaba atento a todo" y "cuidaba a todos", el periodista lo describió como un "cabrón, puteador, gritón pero buena persona".

"Él es parte de este programa desde el primer día y sabía bien cómo yo estaba de ánimo, cómo estaba de salud. Es más, se preocupaba siempre por mí, me decía 'te noto mal, estás pálido, no tomaste agua' y más de una vez llamó a alguna enfermera", agregó compungido.

Luego de putear a la pantalla gigante del estudio, en la que mientras él hablaba pasaban fotos de Miguel, el presentador de América informó cómo fue el accidente cerebrovascular que afectó a su asistente.

"Lo trasladaron rápido, lo internaron, pero está peleando por su vida y queda la esperanza. Como todo gallego no nos cuidamos, creemos que tenemos la vida comprada y no... él iba, se prendía un pucho y creía que con eso se curaba todo y no", agregó Rial. 

Además, el periodista reconoció que tanto él como todos sus compañeros estaban muy mal. "Estamos todos desolados. Fue un golpe muy duro para nosotros. Él es un tipo joven, con una mujer, una hija de 20 años con quien viajó a Disney este verano, era su sueño...", contó. 

"Intrusos es Miguel. Él conocía como nadie este programa. Cagaba a pedos a todos, hacía callar a todos, tiene más años que muchos de los que manejan este canal así que estamos todos rezando por él. Uno a esta altura no sabe qué es mejor, lo mejor sería que estuviera acá", opinó al final de su descargo.

Y cerró al borde de las lágrimas: "Perdón pero no lo podía obviar.Entrar y no verlo es muy fuerte. Vamos a tratar de hacer el mejor programa posible pero no va a ser nunca igual. Nos falta un pedazo grande. Él sí era Intrusos".