Corría abril de 1998, Héctor Veira era el técnico de un Boca que otra vez se quedaba en las puertas de una consagración doméstica y pese al malestar del pueblo xeneize, el Bambino dejaba una frase para la posteridad: "La base está", lanzaba. Esa afirmación bien vale para el presente que atraviesa la selección Argentina que conduce Sergio Batista. Se nota que el Checho encontró su equipo ideal pensando en la Copa América que organizará nuestro país en un par de meses ya que hoy, desde las 20 horas en New Jersey ante los Estados Unidos, repetirá los diez jugadores de campo que vienen de superar 2-1 en el anterior amistoso a Portugal. Solo una variante obligada se dará en el conjunto de Batista debido a la lesión del arquero Romero, que será reemplazado por Andújar. El resto no se toca y nuevamente con Lionel Messi en la posición de nueve y tomando el mando de la albiceleste. El martes próximo, en el amistoso que cierra la mini gira ante Costa Rica, se espera un equipo con muchos cambios respecto de esta jornada.

"Es muy importante", lo calificó Batista al amistoso de esta tarde en el estadio New Meadowsland que ya tiene 60 mil entradas vendidas y donde habitualmente juegan los New York Giants y Jets al fútbol americano, la popular NFL en aquel país.

El esquema de 4-3-3 ya empieza a ser una costumbre cada vez que juega la Argentina en este nuevo periodo que buscará en la Copa América poner fin a una sequía de 18 años sin títulos a nivel mayores. La posición de la Pulga fue explicada por el propio DT como "jugando ahí, Lionel no sólo define sino que participa en la generación de juego. La idea es que tome contacto con la pelota la mayor cantidad de tiempo posible". Messi es el goleador de su ciclo con tres gritos.

Como acompañantes de Messi, Batista insistirá con otros dos rosarinos: Angel Di María y Ezequiel Lavezzi, puntas del Real Madrid y Napoli, respectivamente.

El mediocampo será el predilecto del "Checho": Ever Banega, Javier Mascherano y Esteban Cambiasso; mientras que en la defensa Marcos Rojo -20 años, debutante el partido pasado- repetirá la misión de reemplazar en el lateral izquierdo al apartado Gabriel Heinze.

La línea de fondo se completará con Zanetti (cumplirá hoy 140 partidos con la selección), Nicolás Burdisso y Gabriel Milito en la zaga; mientras que en el arco Mariano Andújar regresará por el lesionado Sergio Romero.

Estados Unidos será el sexto rival del seleccionado principal de Argentina desde que asumió Batista, después de las victorias sobre Irlanda (1-0), el campeón mundial vigente, España (4-1), Brasil (1-0) y Portugal (2-1) y la derrota ante Japón (0-1).