Al fin, la esperada final del Mundial de Rusia 2018 tendrá presencia argentina. Y si bien no estará en cancha el seleccionado nacional, habrá un argentino como protagonista ya que Néstor Fabián Pitana fue designado como juez principal de Francia-Croacia, repitiendo el logro de haber sido también quien dirigiera el primer partido Rusia-Arabia Saudita, como lo hizo Horacio Elizondo en 2006, en el Mundial de Alemania.

Para los sanjuaninos, en especial para los hinchas de Sportivo Desamparados, Néstor Fabián Pitana es un juez que trae buenos recuerdos. En el 21 de diciembre de 2006, el gigante de Misiones fue el juez del partido consagratorio ante Santamarina de Tandil en cancha de Trinidad que terminó con la conquista del campeonato Apertura para Desamparados. Pasó, dirigió y dejó su estela. No era uno más. Su porte, 1,93 mts de estatura, imponía respeto y su ascenso en el arbitraje fue vertical. Tanto que pasó de los Federales a dirigir Primera División y para los sanjuaninos no sería un desconocido más porque dirigiendo San Martín contra Atlético Rafaela en Concepción, el 27 de octubre del 2012 fue protagonista de un arbitraje polémico que en el mundo verdinegro nunca terminó de cerrar.

Pero hoy el mundo del arbitraje está a los pies de Pitana. Un gigante que se ganó el respeto de sus pares y de la FIFA misma por su capacidad. Colina, el mandamás del arbitraje mundial, lo graficó como "La Roca" y ese espaldarazo lo ubicó entre los favoritos.

Nacido en Posadas, Pitana fue jugador de fútbol, integró diferentes equipos de su provincia natal, como el 20 de Junio, de Corpus, el Tigre de Santo Pipó y el Guaraní Antonio Franco, de Posadas. Luego incursionó en el básquetbol, debido a su elevada estatura, e integró el seleccionado misionero sub-18. Además, se transformó por algunos segundos en actor de cine, en la película La furia (filmada en Misiones en 1997), en la que interpretó a un guardia cárcel, acompañando a los protagonistas Diego Torres y Laura Novoa. Las hizo todas y después de estudiar Educación Física en Corrientes, abrazó el arbitraje para hacer historia porque hoy es el árbitro argentino con más partidos en un Mundial, superando a Angel Coerezza y al propio Horacio Elizondo.

Un orgullo para Argentina, que ansiando tener presencia en la final, ahora tendrá a Néstor Pitana como su embajador.


Terna argentina
 

El argentino de 43 años estará acompañado por sus compatriotas Hernán Maidana y Juan Belatti, agregó la FIFA.

"He sido honrado con la tarea de dirigir la final! Le deseo la mejor de las suertes a ambos equipos; espero estar a la altura, daré lo mejor de mi!", dijo Pitana.

 

SU PRESENCIA

Son los partidos que dirigió Pitana en Rusia 2018: Rusia-Arabia Saudita, México-Suecia, Croacia-Dinamarca y Uruguay-Portugal.

 

En Alemania, fue Elizondo

 


Que un árbtiro argentino abra y cierre un Mundial ya no es novedad. En 2006, Horacio Elizondo lo hizo en Alemania y ahora la posta la tomó Néstor Pitana. Entre sus logros profesionales se destaca el haber sido designado para dirigir la Final de la Copa Mundial de la FIFA Alemania 2006, entre Italia y Francia, y la participación en el partido inaugural de ese mismo mundial el 9 de junio entre Alemania y Costa Rica. "Esta terna tiene ocho partidos mundialistas dirigidos por Pitana, ocho por Juan Pablo Belatti y 12 por Hernán Maidana. Es un equipo con una profunda experiencia y con dos mundiales