Néstor Pitana tuvo la chance de conducir la inauguración de la Copa del Mundo y no la desaprovechó. Luego de una actuación sin polémicas, el árbitro argentino expresó su felicidad por haber sido protagonista del arranque.

 

"¡Qué emotivo partido! Fue un gusto dirigir el partido inaugural y felicito al equipo de Rusia", escribió el misionero en un mensaje que tradujo también al inglés y el ruso.