TRABAJANDO. El sanjuanino marcha a la cabeza del pelotón que intentaba cerrar el hueco abierto por seis escapados. La diferencia llegó a los 3m30s.

 


 

Una buena actuación tuvo ayer Nicolás Tivani en su debut como "stagieri" (aprendiz) en el equipo UAE Emirates (UWT) que participó de la 98va edición de la "Clásica Bruselas", una prueba de 206 kilómetros con categoría HC (Histórica Clásica) en la UCI (Unión Internacional de Ciclismo). El sanjuanino culminó en la posición 69 a 27 segundos del alemán Pascal Ackermann (Bora-Hansgrohe) que se impuso con autoridad en el sprint con el que se definió la carrera. El campeón germano fue más fuerte que el belga Jasper Stuyven (Trek-Segafredo) en los metros finales, luego que una rodada de cuatro ciclistas, ocurrida a 200 metros de la meta, complicara el embalaje.

Tivani comentó ayer a DIARIO DE CUYO que se "sintió bien" y que debieron modificar su labor por cómo se dio la competencia. "Terminé bien, con muy buenas sensaciones y con la tranquilidad de haber cumplido con lo que me pidió el técnico", expresó, para luego agregar que: "La idea inicial fue que me acomodara delante del Kristoff (Alexander) que era nuestro embalador, pero como se habían escapado seis y la diferencia no se acortaba, me mandaron a trabajar para cerrar el hueco".


A los seis escapados, entre los que viajaba el embalador belga Oliver Naesen (AG2R La Mondiale) y que habían llegado a tener 3m30s el pelotón los alcanzó faltando 10 km. De ahí en más los equipos se armaron para el arribo masivo que definió la prueba.

Hoy, Tivani, correrá con el UAE Emirates su segunda carrera: El GP Fourmies, en Francia.