La era del Cano Gómez sigue en racha ganadora. Unión, en este nuevo ciclo, sigue hilvanando triunfos y en esta ocasión se dio el gusto de vencer por 2-1 a Sportivo Del Bono en una nueva fecha de la Zona 7 del Argentino B. No fue sencillo el triunfo del Azul, porque el Bodeguero le complicó las cosas con mucha entrega. Pero Unión siempre supo lo que quería y por eso cantó victoria.

En el comienzo, Unión fue una furia y en esos primeros 10’ de juego puso a Del Bono contra las cuerdas a pura presión. Llegó con peligro al área Bodeguera, pero el fondo visitante respondió con solidez para aguantar. Del Bono hizo pie en el medio, creció el trabajo de Ernesto Ceballos y de Cejas y con eso, emparejó el trámite. Salió del asedio, le dividió la posesión de la pelota a Unión y tuvo la primera clara cuando Jonatan Tello probó de larga distancia y obligó a la estirada de Serrano. Así, el partido se hizo de ida y vuelta, y en ese trámite Unión tuvo sus chances para abrir el marcador. Primero con el Luto Molina, después con Aciar. Y Del Bono no se quedó atrás, porque otra vez Tello le dio de media distancia en un tiro libre y el palo derecho salvó a Serrano cuando parecía que se venía el primer gol del partido. A los 34’ le hicieron penal a Villaseca y Sosa lo cambió por gol para poner a Unión arriba. Parecía que lo encarrilaba el Azul, pero a los 40’ le cometieron penal a Méndez y Luppino igualó el marcador.

En el complemento, Unión salió a buscar el resultado arriesgando todo. Gómez mandó a la cancha a Franco Gizzi intentando darle más profundidad a sus ataques. Lo consiguió en los primeros 15’ de esta segunda parte cuando tuvo las chances para pasar al frente. Quería y no podía. Unión lo buscaba y no se le daba hasta que a los 36’ Javier Villaseca definió con categoría para poner el merecido 2-1 favorable al Azul. Unión lo quiso y pudo. Lo buscó y lo mereció.