En el supermercado VEA viajan al futuro y envasan los productos un día después de haberlos comprado o incluso consumido.

 

Enviado por un lector que no se identificó.