El patrullero terminó con varias roturas. 

 

Tres personas  intentaron ingresar  al Parque Tecnológico Ambiental  de Rivadavia y para ello, arrojaron una lluvia de piedras sobre la garita de seguridad y  el personal policial que ya había sido alertado por  la seguridad del lugar. 

 

 Como consecuencia del ataque de los sujetos se produjeron  roturas en el paragolpe, en el techo y capot del móvil y en los vidrios de la garita.

 

 

Las piedras arrojadas por los malvivientes. 

 

Finalmente  Javier Quiroga, Dalmiro Vega y Leonardo Molina  fueron detenidos después que la policía efectuara varios disparos disuasorios con balas de goma.