Alberto Rafael Flores deberá pasar 3 años y 10 meses en el Penal de Chimbas luego de ser sorpendido en el interior de un vehículo violentado en Capital. Fue condenado por este delito a 1 año de prisión efectiva pero por ser reincidente se unificó la pena en casi 4 años.

Según las fuentes, personal policial vio a un delincuente escondido en el asiento trasero de un Fiat Regata. Al acercarse a la ventana del auto, advirtieron que la gaveta estaba abierta y los objetos, en el asiento del acompañante.

El dueño del auto reconoció sus pertenencias y un vecino de calle General Acha y San Lorenzo, en Capital, dijo que le habían sacado un parlante de su Trafic, el cual estaba a metros del lugar. El sujeto quedó detenido y este martes, recibió su condena.