Cuatro delincuentes armados asaltaron ayer en menos de dos minutos la sucursal de Flores del banco Supervielle, de donde robaron el dinero de las cajas de atención al público. Los ladrones estaban vestidos con saco y corbata y antes de escapar con el botín (no se sabían los montos), dejaron un falso artefacto explosivo.