Una mujer, de 25 años, denunció que su expareja le propinó una brutal golpiza en el interior de un colectivo. Según comentaron fuentes policiales, el hombre, de apellido Ríos (29), se encontraba manejando una unidad de la línea 45 de la Empresa Mayo cuando tuvo lugar la situación.

 

 

La policía informó que la mujer se subió al vehículo para acercarle una botella de agua y, al llegar al paradero, comenzaron a discutir. El hombre la llevó hacia el final de la unidad, la arrinconó contra las ventanillas y la golpeó violentamente. 

 

La denuncia fue radicada en la Comisaría para la Mujer.