Florencia Di Stéfano llevaba a su hijo a la escuela cuando se encontró de frente con la tragedia del hombre que fue atropellado por un micro en la Ruta 20, Santa Lucía. "El cuerpo se fue abajo y el colectivo lo aplastó", dijo.

El relato de la testigo es desgarrador porque vio a escasos metros cómo la víctima fue embestida violentamente. Di Stéfano explicó que estaba parada con su auto en el cruce, esperando para cruzar la Ruta 20 (hacia el Norte), y que pudo ver cuando el fallecido comenzó a caminar para atravesar la calle.

"Yo creo que se confió, creyó que le iba a dar tiempo de cruzar. El colectivero le tocó bocina y quiso frenar pero igual se lo llevó por delante", contó.

Según sus palabras, lo que más le impresionó fue el rostro de la víctima instantes antes del impacto: "Le vi la cara... abrió los ojos y la boca, fue tremendo ver eso. Hizo así (levanta el brazo), como que quiso cubrirse. Tengo su cara acá (señala su cabeza), no me la puedo sacar de la mente... Yo dije: 'va a volar', pero no , inmediatamente el cuerpo se fue abajo y el colectivo lo aplastó".

La joven afirmó que el micro "venía rápido". "Sus cosas volaron. El colectivo paró más allá, yo me bajé del auto, gritaba y lloraba. No quería ni ir a mirar, solamente desde acá vi que tenía el brazo cortado", sostuvo, sin poder salir del shock.

Y siguió con su relato: "Yo en un momento quise ir a ver, a preguntarle al hombre si estaba bien, pero cuando vi todo eso ya me dí cuenta que no se podia hacer nada, no había chances, era obvio que estaba muerto".

Di Stéfano explicó que un policía que viajaba en el colectivo fue el primero que se bajó y que se encargó de cortar el tránsito. "El colectivero no se bajó, no lo vi", indicó.

Según la chica, la víctima supuestamente intentaba llegar al supermercado Café América. "Me dijeron en la Policía que no tenía familia, que andaba recitando poesías por las calle. Dicen que lo han visto por la Hipólito Yrogoyen, que después andaba por el Lateral (de Circunvalación), que le habían salido unos perros y de ahí se vino para acá".

Por último, la testigo reafirmó la teoría de que el fallecido fue doblemente atropellado: primero por el colectivo y luego por otro vehículo que venía justo detrás. "Venían casi pegados", señaló. Ese rodado sería una camioneta Jeep Renegade conducida por una mujer que no se quedó en el lugar del hecho.

El colectivo llevaba pasajeros rumbo a Valle Fértil. Ahora su conductor enfrenta una investigación encarada por la UFI Delitos Especiales, desde donde deben determinar si corresponde o no imputarlo en una causa por homicidio culposo.

EL LUGAR DEL SINIESTRO