Los buscaron por tierra, agua y aire y temieron que la tormenta que azotó anoche a San Juan les hubiera jugado una mala pasada. Sin embargo, los dos jóvenes que habían sido denunciados por sus padres como desaparecidos aparecieron sanos y a salvo.

 

Según informaron desde las fuerzas de seguridad que participaron del operativo de búsqueda, los chicos de 19 y 20 años nunca estuvieron en peligro. Lo que sucedió es que, en vez de ir al Dique Punta Negra, como habían asegurado que iban a hacer, se fueron al Dique Caracoles.

 

Debido a que en la zona no hay señal de telefonía celular quedaron incomunicados. Pero, cuando comenzaron a bajar y sus teléfonos empezaron a funcionar llamaron a sus familiares. Se esperaba que llegaran a la Comisaría de Ullum, donde debían declarar, para luego regresar a sus viviendas.