Luego de varios días sin saber de su paradero, apareció sana y salva Carla Romina Castro de 33 años. Según su familia, ella misma se comunicó a través de las redes sociales y proporcionó un número de teléfono para que pudieran llamarla.

La mujer que perdió contacto con sus seres queridos el sábado 21 de marzo, confirmó que está en San Telmo, Buenos Aires y se acercó a una comisaría de la zona para informar que se encuentra bien.

Castro, oriunda de Rivadavia, regresará a la provincia apenas termine la cuarentena obligatoria, tal como se lo notificó la policía de Buenos Aires.