Darío Rubén Chávez, de 33 años, fue asesinado durante la madrugada del viernes en el marco de una discusión con otras dos personas con las que estaba en una vivienda de Bermejo al 1600, en la ciudad de Carcarañá (departamento de San Lorenzo), a unos 50 kilómetros al oeste de Rosario. Por el hecho, este sábado fueron apresados dos hombres a los que sólo se identificó como J.A.C. y S.E.A., quienes serán llevados a una audiencia imputativa en los próximos días en la sede de la Fiscalía de Cañada de Gómez, momento en el cual se les asignarán las responsabilidades en el trágico hecho.

Según la información oficial, poco después de las 7 del viernes, el fiscal Santiago Tosco, de la Unidad Cañada de Gómez, supo del homicidio cometido en la vivienda de Carcarañá. De acuerdo con el parte policial, la víctima se encontraba junto con dos personas en una casa de Bermejo al 1600 cuando comenzaron a discutir y lo que primero fueron palabras derivó en un forcejeo que terminó cuando Chávez recibió un profundo corte en el cuello y cayó al piso desangrándose. Aunque logró salir a la calle en busca de ayuda, el hombre murió en el lugar.

Agentes del Gabinete Criminalístico que arribaron a la escena secuestraron "una planchuela de hierro con una punta afilada que sería el arma con la cual fue agredida la víctima".

De ese arma casera "se extrajeron muestras de material genético para corroborar que sea sangre de Chávez o de alguno de sus agresores". Las tareas investigativas quedaron a cargo del fiscal Tosco y la Comisaría 3ª de Carcarañá (UR XVII).

Fuente: Crónica