Un siniestro vial ocurrido ayer por la mañana sacudió la tranquilidad de dos departamentos del norte: Jáchal e Iglesia. Es que el juez de Paz iglesiano, Hugo Marcos Quiroga, que se encuentra subrogando el despacho del departamento vecino, chocó contra una movilidad policial perteneciente a la Comisaría 21. Lo hizo a primera hora de la jornada y, si bien se trató de un choque menor, llamó la atención que el magistrado tuviera vencido el carné de conducir, situación que derivó en que su auto fuera radiado por la Policía. El hecho fue confirmado por fuentes oficiales, quienes indicaron que, como corresponde para este tipo de episodios, Quiroga fue sometido a una prueba de alcoholemia, de la que se esperan los resultados. Según trascendió, el magistrado se dirigía a desempeñar tareas desde Iglesia a Jáchal por la Ruta 150 y, según habría manifestado, se encandiló con el sol, por lo que no vio la movilidad policial, a la que embistió desde atrás.

La multa por conducir con el registro vencido asciende a los 250 UFI o unos 25.000 pesos.

De tener un resultado de alcoholemia positivo, al juez podría caberle una investigación por parte de la Corte de Justicia por incumplir con la ley de Ética Pública, afirmó el presidente del máximo tribunal, Daniel Olivares Yapur, mientras que, de no ser así, sólo se trataría de un proceso que Quiroga debe resolver por la vía administrativa. Es decir, hacerle frente a la multa que corresponde por circular con la licencia de conducir vencida y por los daños ocasionados a la movilidad.

Fuentes oficiales indicaron que el vehículo impactado es una camioneta Nissan Frontier 4x4, último modelo, entregada a la Comisaría 21 hace apenas unos 10 días, por parte de las autoridades de la Secretaría de Seguridad y Orden Público, que encabeza Carlos Munisaga. El vehículo del juez es marca Toyota.


Seguro

Al no tener la licencia de conducir al día, fuentes calificadas indicaron que es casi un hecho que el seguro del auto del juez de Iglesia no cubrirá los daños ocasionados a la movilidad policial, por lo que estos deberán ser afrontados por el magistrado.